El anuncio oficial de una pandemia y la pausa gradual de los deportes, obligaron a los deportistas a cambiar de rutinas. Algunos terminaron con destinos más inciertos que otros. La suspensión de competencias deportivas, trajo consigo el receso de todo un sector que está acostumbrado a la constante movilización y entrenamiento.

A primera instancia, la mascarilla se convertía en un pilar fundamental para salir a las calles. En un deportista, esto puede generar más cansancio. El simple hecho de tener cubierta la nariz y la boca, disminuye la disponibilidad de oxígeno en un 4% de media y aumenta los niveles de CO2 aspirado en 20 veces. Sin embargo, no quedaba de otra. Al inicio, estuvo prohibido salir a correr a los parques, pero a mediados de 2020 comenzó a reactivarse poco a poco este sector.

Coronavirus Perú ¿Se puede salir a correr y hacer ejercicio en nueva cuarentena? - AS Perú

A mediados, las competencias deportivas regresaron a la acción. ¿El primero? El fútbol. Sí, el deporte rey dio el punto de partida. Alemania fue el pionero con los protocolos necesarios para significar el regreso de la Bundesliga (torneo de fútbol). Eso sí; hasta ahora, es una molestia hacerse pruebas a nivel semanal e incluso, es una gran inversión. Lo que se aplicó fueron los entrenamientos con confinamiento y dura sanción a quien infringía protocolos. Así comenzaba la ‘reactivación’.

El regreso a los campos

Entre agosto y septiembre volvían otros deportes. Competencias de tenis, básquet y algunos que encajan en lo polideportivo. Eso sí, sin público. El único lugar donde se podía estar sin mascarilla, es en el campo de juego. Camerinos, exteriores y otros espacios requerían también protector facial. Todo sea por no perder el hilo.

Más adelante, comenzaron deportes que requieren una evaluación de performance. Uno de ellos es una variante del karate, llamado ‘kata’. También pasa lo mismo con variantes del Taekwondo. Estas actividades se realizan a través de plataformas como Zoom para evitar concurrir a coliseos y generar contagios. ¿Como entrenan? La magia de la tecnología permite que los entrenadores creen salas personalizadas. Una maravilla.

Wilmette martial arts studio continues classes in virtual world | The Wilmette Beacon

En otros países que vienen superando esta pandemia ya vemos concurrencia de público. A finales de 2020 se autorizaron aforos reducidos en Europa. El fin es económico, sí. La cultura ayuda muchas veces para mantener la distancia. Sin embargo, la aparición de la nueva cepa podría signficar un retroceso más.

Este 2021 tendrá una gran afluencia de eventos deportivos. Tokio 2020 es uno de los principales y parece que este país ya está preparado para recibir el evento a pesar de la posibilidad de la segunda ola de coronavirus. El deportista no dejará la mascarilla de lado para su actividad diaria y aprenderá (como ya lo viene haciendo) a crear otro tipo de resistencia con tal de no detenerse.

The official name remains Tokyo 2020... even though it'll be held in 2021 | MARCA in English